Identifican al joven hallado en un barranca en Canoa; tenía 23 años - PUEBLAROJA.MX

Identifican al joven hallado en un barranca en Canoa; tenía 23 años



muerto

Odilón Larios Nava / @odylarios

Hallan muerto a un hombre de 23 años en una barranca de San Miguel Canoa, el cual estaba desaparecido desde el domingo a las cinco de la mañana. Lo encontraron en la barranca El Escalón, se presume que lo mataron golpeándolo con un objeto contuso en el rostro y cabeza.
Sus familiares indicaron que Mauricio Pérez Zepeda, de 23 años, ahora occiso, era un joven tranquilo, que no era adicto a las drogas y tomaba ocasionalmente y siempre de forma tranquila.
Por medio de los reportes que los familiares dieron a la policía se sabe que el sábado Mauricio salió con su familia a una fiesta de la Candelaria en la Sección Cuarta de Canoa. Se sabe que ahí estuvo hasta las 05:00 horas del domingo, cuando se retiró en una combi blanca y a partir de ese momento no volvieron a saber de él.
El joven no volvió a su casa, por lo que su familia comenzó a buscarlo, subieron su fotografía y datos personales a las redes sociales, además de que informaron de su desaparición por medio de perifoneo por el sonido local, los altavoces que hay en diversos puntos del pueblo que Mauricio era buscado y que se agradecería cualquier información de su paradero.
De esa forma como el resto de su familia se enteró y comenzaron a buscarlo físicamente y en redes sociales donde se difundió su fotografía.
Esta mañana sus familiares llegaron hasta la barranca que está ubicada atrás de la unidad deportiva de Canoa y ahí lo encontraron en el fondo, les bastó verlo para saber que estaba muerto. El cuerpo estaba boca abajo y no lo movieron, pero revisaron en los alrededores y les pareció que Mauricio no había sufrido una caída, por lo que la otra opción que quedaba era que fue asesinado y llevaron el cuerpo hasta ese lugar.
Esto último fue corroborado por las autoridades quienes durante las diligencias del levantamiento del cadáver se percataron que había indicios que señalaban que el cuerpo fue sembrado en el lugar y que el cadáver presentaba golpes contusos en el rostro y cabeza, así sería como lo privaron de la vida.
En el lugar los familiares detectaron automóvil blanco abandonado e informaron a las autoridades ya que creen que pudiera estar vinculado con el asesinato.
La familia de Pérez Zepeda demandó mayor seguridad a las autoridades municipales y estatales, pues aseguran que los delitos como robos y homicidios han ido en aumento en esa junta auxiliar.